Beneficios de la danza en los niños

Las clases de danza en niños no solo son una actividad sensacional para los que la practican, sino que también traen muchos beneficios para ellos, sobre todo mentales y espirituales además de los físicos.
 
Las clases de danza o baile ayudan al desarrollo físico del cuerpo, también fortalece una imagen positiva para los niños, porque generan sentimientos de confianza, disciplina, gracia y varias cualidades que ayudan a formar una buena personalidad.

Los niños que desde temprana edad practican la danza o alguna clase de baile crecen con sentido del equilibrio, ritmo, conciencia de su cuerpo y lo que vale, y desarrollan agilidades mentales y físicas que los ayudan a perfeccionarse en las demás áreas de su vida.
La danza desarrolla la creatividad y la imaginación de los niños, especialmente en edades tempranas y los ayuda a interactuar. Una clase de danza o baile que tenga una buena dirección ayuda a tener elasticidad, organización, armonía, equilibrio y concentración. Esto logra habilidades y confianza en el niño.
Muchos niños cuando crecen se apartan y se dedican a otras cosas, muy pocos siguen danzando y se vuelven profesionales. Pero la disciplina aprendida en aquellos tiempos que practicaron baile los ayudará en todos los niveles de sus vidas y mantendrán una motivación para salir adelante en sus carreras profesionales y tener una vida sana.