Antón Rubinstein

Fue un pianista, compositor y director de orquesta ruso, nacido un 28 de noviembre de 1829, en Vikhvatinets, Transnistria, Imperio ruso.
Como pianista se encuentra entre los grandes virtuosos del teclado. 
Fue fundador del conservatorio de San Petersburgo, donde él mismo fue profesor y rector dos veces.
Como intérprete fue famoso por su amplio repertorio, que abarcaba compositores de todas la épocas y estilos. Histórico fue un ciclo de conciertos que dio por toda Europa, en que interpretó prácticamente todas las obras para piano. 
Como catedrático del conservatorio impartió una serie de clases igualmente históricas, en las que analizaba e interpretaba ejemplos de toda la literatura pianística. Gozaron de tanto éxito que hubieron de ser repetidas.
Su hermano Nikolái fue igualmente un gran músico, según palabras de Chaikovski, mucho más aventajado que el propio Antón. 
Nikolái, aconsejado por su hermano, logró fundar el conservatorio de Moscú iniciándose la gran escuela musical rusa a nivel profesional. Precisamente los Rubinstéin fueron muy criticados porque existía la idea generalizada de que la fundación de un conservatorio que podría expender diplomas de acreditación profesional podría acabar con la proliferación de talentos que había hasta ese momento que eran casi todos autodidactas.
En su día fue muy popular, pero hoy sus creaciones no suelen ser interpretadas.
Falleció el 20 de noviembre de 1894, en Peterhof (Imperio ruso).

3 comentarios:

Rayén dijo...

Un artista brillante.Me encanta la musica volveré con calma para aprender más.

Un abrazo y feliz domingo!!

Thony Caro dijo...

HOLA CLAUDIA: PASO A SALUDARTE Y COMO SIEMPRE AGRADECERTE POR DARNOS EN CADA ENTREGA TANTA CULTURA.-
UN ENORME BESO.-

Hola, me llamo Ferran, y soy un gran entusiasta de los compositores injustamente olvidados, como Alexander Glazunov, Joachim Raff o Anton Rubinstein.
Hace muchos años que escucho frecuentemente la música de Anton Rubinstein, y recomendaría a quien estuviera interesado escuchase su soberbio Concierto para Piano y Orquesta nº 4 (en RE menor), su Mendelssohniano-Schumanniana Sinfonía nº 3 (en LA mayor), y sus brillantes y sorprendentes Sonatas para Piano nº 1 y 2.
Muchas gracias pro acordaros en este blog de Anton Rubinstein como compositor.
¡Viva la Música Clásica!

Ferran.