Johannes Brahms

Johannes Brahms  fue un pianista y compositor alemán, nacido un 7 de mayo de 1833 en Hamburgo. 
Su padre fue el contrabajista Johann Jakob Brahms (quien le dio sus primeras lecciones de música) y su madre Hersika Cristina Nissen. Su familia era pobre, y su infancia transcurrió en los suburbios de Hamburgo.
Comenzó a estudiar piano a la edad de 7 años y pronto se reveló como pianista aventajado, por lo que, siendo aún adolescente, contribuyó a los ingresos familiares con el dinero que ganaba impartiendo clases, tocando el piano en cafés, bares e incluso burdeles.
Brahms dio recitales de piano en público a partir de los 10 años. En 1853 realizó una gira de conciertos como acompañante del violinista húngaro Eduard Reményi. Durante el viaje tuvo ocasión de conocer a Joseph Joachim, y a Robert Schumann.
Aunque la relación entre Schumann y Brahms duró hasta el fin de los días de Schumann,  el vínculo más destacable fue el que tuvo con la esposa de éste, Clara Schumann, una pianista reconocida en aquellos momentos, compositora también y con la que estableció una larga y profunda amistad que tuvo rasgos de amor platónico. En 1862 Brahms se instaló definitivamente en Viena, donde se dedicó por completo a la composición.
En su trabajo fue un perfeccionista. Muestra de ello es el hecho de que tardase tantos años en acabar su primera sinfonía. Algunos expertos opinan que esa sinfonía en realidad no fue la primera, ya que la primera no había llegado a salir a la luz por no sentirse Brahms satisfecho con ella. Lo que es cierto es que Brahms rompía con cierta frecuencia nuevas composiciones que no estaban a la altura de sus exigencias.
Fue amante de la naturaleza. En sus paseos por los bosques que rodean Viena llevaba siempre caramelos que repartía entre los niños. Hacia los mayores era más bien hosco, aunque sus amigos le apreciaban sinceramente. Nunca llegó a casarse. Murió a los 64 años de edad en Viena, el 3 de abril de 1897 como consecuencia de un cáncer de hígado.
Brahms era considerado un compositor muy importante en esta época, un caso atípico en los músicos de su tiempo.

5 comentarios:

Ars Vitae dijo...

¡Preciosa sinfonía Húngara! Gracias por traernos a Brahms en el aniversario de su nacimiento.
¡Saludos desde España!

Subscribo plenamente las palabras de Ars.

Esta ha sido una preciosa entrada para celebrar el aniversario de Brahms y un regalo para todos los que tenemos la suerte de visitar este blog.

Maria dijo...

Hola Claudia
Me encanta esa sinfonia! tiene mucha fuerza y mucha energia.
Mil gracias por compartir todos tus conocimientos y tan buena música!
Es un placer pasar por acá.
Besos y que tengas un hermoso fin de semana!

Hola, Claudia:

Celebramos hoy, aquí en Colombia, la Fiesta de las Madres. Quisiera por lo tanto desearte con cariño... un ¡FELIZ DÍA!

Abrazos.

dafne dijo...

Excelente !!!
Cómo siempre un placer visitar tu sitio Claudia.
Besos.